Formas y medios de pago

CARTA DE CRÉDITO COMERCIAL Y STAND BY – RIESGO DE IMPAGO CERO

CARTA DE CRÉDITO COMERCIAL.

Antes de explicar lo que es una carta de crédito comercial es importante explicar lo que no es. En Latinoamérica suelen surgir diversos inconvenientes con la utilización del término carta de crédito comercial pues se tiende a confundir con la expresión en ingles Commercial Letter of Credit, la cual se usa en Norteamérica para referirse al crédito documentario, aunque ésta no sea su traducción exacta.

 

La carta de crédito comercial es el medio de pago mediante el cual el importador (ordenante) solicita a su banco (banco emisor) que autorice al exportador (beneficiario) a librar una letra de cambio a su nombre, obligándose a pagarla tan pronto reciba del exportador los documentos solicitados en las instrucciones de apertura.

 

La carta de crédito comercial es mucho más ágil que el crédito documentario, puesto que no requiere el uso de un banco corresponsal, otorgándole al banco emisor la facultad de enviarla directamente al exportador. Al mismo tiempo que  brinda al exportador la capacidad de presentarla para su pago al banco que considere más conveniente.

COBRO DE LA CARTA DE CRÉDITO COMERCIAL

Cuando el exportador ha reunido todos los documentos requeridos en el condicionado de la carta de crédito comercial los presenta ante el banco escogido acompañados de la letra o letras de cambio librada.  El banco ante quien se presentan los documentos verifica su autenticidad y el cumplimiento de todos los requisitos, si estos se cumplen procede a efectuar el pago y solicita su  reembolso al banco emisor, cobrando por esto una comisión.

La carta de crédito comercial puede ser revocable o irrevocables según solicitud del importador.

CARTA DE CRÉDITO  “STAND BY”.

La carta de crédito “Stand by”  más que un medio de pago es una garantía, su apertura a favor de un tercero avala el cumplimiento de una obligación, ya sea de hacer o de pagar, por este motivo sólo se utiliza cuando se presenta incumplimiento, de allí se desprende su denominación Stand by que traduce “En espera por”.

 

En carta de crédito Stand by participan 4 actores: el importador, el banco emisor, el exportador y el banco avisador. Dependiendo del tipo de obligación que se quiera garantizar el importador y el exportador serán indistintamente ordenante o beneficiario.

Cuando la carta de crédito “Stand by” se implementa para garantizar el pago de una exportación opera de la siguiente forma:

a.) El comprador (importador) solicita a su banco que abra una Carta de Crédito “Stand by” a favor de su proveedor (exportador); dicha solicitud se acompaña de un condicionado y unas instrucciones que debe cumplir el beneficiario.

b.) El Banco emisor (Banco del importador), previo análisis del riesgo, acepta la apertura informándole tanto al importador como al exportador. Para comunicarle a este último utiliza la intervención de otro banco ubicado en su misma plaza, cuya función es de servir de notificador.

c.) El exportador teniendo la confirmación realiza el despacho de la mercancía y le remite directamente al importador los documentos comerciales que le permitirán retirarla.

d). Retirada la mercancía y vencido el plazo de pago el importador cancela el valor adeudado..

e) Si el exportador recibe el pago la carta de crédito “Stand by” no se usa, pero cuando no se efectúa el exportador presenta al banco avisador del “Stand by” la declaración unilateral de no pago y los documentos acordados al momento de emisión.

f)   El banco avisador remite toda la información recibida al banco emisor ,quien previo análisis de los documentos asume el compromiso y paga al exportador el valor correspondiente.

Con la carta de crédito Stand by al igual que con el crédito documentario el exportador tiene asegurado recibir el pago correspondiente. Aunque el lapso transcurrido y el trámite documental es más rápido y requiere menos gestión en el crédito documentario, puesto que ejercer la garantía implica para el exportador un paso adicional, comprobar el impago.

Para continuar con la clasificación de las formas y medios de pago internacionales, haga clic aquí. Si desea ampliar sus conocimientos y realizar ejercicios prácticos siga este enlace

ARTÍCULOS RELACIONADOS.

google-plus-Twitter

¡Síguenos! para mantenerte al día y comentar nuestros artículos

Facebook

ESCRITO POR:

Nubia Xiomara Pérez Suárez, es profesional en finanzas y relaciones internacionales, se desempeña como consultora en exportación, es conferencista internacional en temas relacionados con comercio exterior, especialista en gestión de impagos internacionales y ha desarrollado varios programas de formación en ese campo.

 

Es gerente y fundadora de Sincroexport S.A.S

¡Gracias! por compartir con otros.